Nosotros

Conozca quíenes somos

Filosofía del Colegio Diocesano Padre Eladio Sancho

El Colegio Diocesano Padre Eladio Sancho es una institución educativa católica, que ofrece los ciclos de preescolar, primaria y secundaria. Su oferta educativa es de índole académica con una visión de educación integral, centrada en los valores humanos y cristianos, la cual busca fortalecer la fé en Jesucristo vivo y el seguimiento del mismo a través de su Iglesia.

Su que hacer se inspira en los postulados que sobre educación católica brinda la Iglesia, así como en la espiritualidad de nuestro Santo Patrono San Carlos Borromeo y en los principios que distintos organismos proponen para una educación de calidad y excelencia que responda a los desafíos de los nuevos contextos y las nuevas realidades. Nuestro compromiso es la formación integral de personas amantes y defensoras de la vida, que mediante la vivencia de sus deberes y de sus derechos construyan una sociedad más justa, fraterna y solidaria, desde la perspectiva del Evangelio.

La pedagogía de Jesús será el camino que lleve a la consecución de valores fundamentales como la cultura del encuentro, la vivencia de la alegría del amor, el compromiso por el bien común, el compromiso social derivado del Evangelio, la valoración de la familia como Iglesia doméstica, la vivencia comunitaria, el respeto a la dignidad de cada persona y su libertad; la protección del ambiente, el fortalecimiento de la ética y la promoción de las facultades artísticas y deportivas.

El compromiso con la calidad educativa se verá reflejado en el aprendizaje a través de la investigación, la innovación y la solución de problemas, el desarrollo de la creatividad y el deseo del aprendizaje continuo; así como en una propuesta educativa contextualizada a las realidades económicas, sociales y políticas; la promoción de competencias comunicativas como el uso de los lenguajes fundamentales y de los medios tecnológicos; y con mediaciones didácticas que tomen en cuenta las capacidades y las potencialidades de cada persona.

(cfr. Proyecto Educativo Pastoral para la Escuela Católica de América Latina, CIEC, 2015. Vayan y Enseñen, CELAM 2011 y Educar hoy y mañana, una pasión que se renueva, Congregación para la Educación Católica 2014)

Historia del Santo Patrono San Carlos Borromeo

San Carlos cuyo nombre significa “hombre prudente” ha sido uno de los santos extraordinariamente activos a favor de la Iglesia y del pueblo que sobresale admirablemente. San Carlos Borromeo, un santo que tomó muy en serio aquella frase de Jesús: “Quien ahorra su vida, la pierde, pero el que gasta su vida por Mí, la ganará”, murió relativamente joven porque desgastó totalmente su vida y sus energías por hacer progresar la religión y por ayudar a los más necesitados. Decía que un obispo demasiado cuidadoso de su salud no consigue llegar a ser santo y que a todo sacerdote y a todo apóstol deben sobrarle trabajos para hacer, en vez de tener tiempo de sobra para perder. 

Nació en Arjona (Italia) en 1538. Desde joven dio señales de ser muy consagrado a los estudios y exacto cumplidor de sus deberes de cada día. A los 21 años obtuvo el doctorado en derecho en la Universidad de Milán. Un hermano de su madre, el Cardenal Médicis, fue nombrado Papa con el nombre de Pío IV, y éste admirado de sus cualidades nombró a Carlos como secretario de Estado. Más tarde, renunció a sus riquezas, se ordenó de sacerdote, y luego de obispo y se dedicó por completo a la labor de salvar almas.

San Carlos fundó 740 escuelas de catecismo con 3,000 catequistas y 40,000 alumnos. Fundó además 6 seminarios para formar sacerdotes bien preparados, y redactó para esos institutos unos reglamentos tan sabios, que muchos obispos los copiaron para organizar según ellos sus propios seminarios. Fue amigo de San Pío V, San Francisco de Borja, San Felipe Neri, San Félix de Cantalicio y San Andrés Avelino y de varios santos más.

 Murió cuando tenía apenas 46 años, el 4 de noviembre de 1584. En Arona, su pueblo natal, le fue levantada una inmensa estatua que todavía existe

Símbolos del Colegio Diocesano:

El Monograma de María: significa Ave María. En el escudo se superponen ambas letras, sin saber cuál es la primera. La M se usa desde el principio del cristianismo como símbolo de María y de su maternidad espiritual. El color celeste se refiere a la pureza de María.
La Corona que nos cuenta como María es llevada al cielo y ahí es coronada como reina del Universo.
El Sol simboliza a Cristo y unidad, armonía y la universalidad. Es dorado pensando en la ofrenda que hace uno de los reyes al niño Jesús y a sus padres. El color se asocia con la riqueza y prosperidad, sugiere grandeza.
Círculo, como símbolo de plenitud, de perfección, sin principio ni fin, algo completo que representa igualdad.

Himno

El himno del Colegio refleja el sentimiento de un estudiante que forma parte de él, donde con el pasar de los años se va sintiendo parte de una familia en la que convive y crece.
El himno aporta el lema al Colegio: “Siempre Adelante…”. Cuyo espíritu es el deseo constante de crear nuevas cosas y ser mejores cada día.

Este es el himno que entonamos todos,
Cantando gozosos con mucho fervor
A nuestro colegio, mi fuente bendita
La que me alimenta como mi Creador

Siempre adelante ese es nuestro lema
Con fe, esperanza y también el amor
Que prevalecen en lo más alto
Desde un temprano encuentro con Dios

Somos iglesia que camina siempre
Con Cristo y María hacia la plenitud
Y muy unidos trabajando
De la mano de nuestro amigo Jesús

El evangelio será nuestro respaldo,
Comunidad construyendo el calor
Que nos acoge y nos conduce cada día
A las sendas de justicia y amor

Sembramos juntos la semilla del saber
Personas cultas deseosas de crecer
En el aula cultivando los valores
Y en un futuro dando frutos por doquier

Es mi colegio que me da herramientas para poder vencer
A una mañana que viene pronto
Si estoy preparado lo quiero conocer

Se ha convertido en mí otra familia
Y mi casa también
Con sus profesores que me reciben
Con brazos abiertos para juntos aprender.

Misión

Somos una institución educativa, privada, católica con estímulo estatal, que comprende los niveles de preescolar, I, II, III ciclo y Educación Diversificada; pertenecemos a la Diócesis de Ciudad Quesada.

Promovemos los valores humanos y cristianos a la luz de la doctrina católica. Nuestro proceso académico se basa en las propuestas curriculares del MEP, enriquecidas con nuevos elementos que buscan una formación integral, la excelencia académica y la calidad de la educación; promoviendo las potencialidades propias de cada persona, así como la respuesta a los desafíos de los nuevos contextos y de las nuevas realidades de la cultura.

Visión

Ser una institución católica líder en la formación integral de los niños y de los jóvenes, que responda a los desafíos de los nuevos contextos y de las nuevas realidades desde la iluminación del evangelio, los principios de la educación católica y de las nuevas propuestas pedagógicas.

Asumiendo en sus procesos formativos la innovación, la investigación, el desarrollo de la creatividad, el aprendizaje cooperativo, la inteligencia emocional y las inteligencias múltiples; con apoyo en la nuevas tecnologías de información y de comunicación.

Construyendo una verdadera comunidad educativa cristiana desde la cultura del encuentro, donde las familias, los estudiantes, los docentes y personal administrativo, fortalezcan sus lazos de fraternidad y de convivencia; de manera que se comprometan con el desarrollo humano y social de la comunidad en la que conviven.

El gran Propósito del Proyecto Educativo COPES

Formar personas desde una visión educativa integral de calidad, con base en los valores del Evangelio, los postulados de la Iglesia para la Educación Católica, los lineamientos del Ministerio de Educación Pública y las nuevas propuestas pedagógicas innovadoras.

Conoce más sobre que hace especial a nuestra institución

Como estudianteComo padre